Guía de huesos carnosos en la dieta BARF para perros y gatos: todo lo que necesitas saber

guia-huesos-carnosos-perros-gatos
Los huesos carnosos son una excelente fuente de vitaminas, minerales, agua, proteínas, ácidos grasos, aminoácidos esenciales, antioxidantes y energía. Además, son una rica fuente de calcio y fósforo, dos minerales esenciales en la dieta de los perros y gatos.

Tabla de Contenidos

Lo primero que la gente piensa cuando escucha o lee “huesos carnosos” es miedo y terror: “¿eso no es peligroso?”, “¿los huesos no causan obstrucciones?” y la respuesta es NO. Los huesos CRUDOS y blandos que están recubiertos de carne no suponen ningún problema para nuestros perros y gatos, pues ambos pueden triturarlos sin problema con sus dientes. De hecho, los huesos carnosos crudos son un componente fundamental dentro de una dieta BARF o dieta cruda para perros y gatos gracias a su gran aporte de nutrientes esenciales.

⚠ Sin embargo, el mito de que los huesos son peligrosos no es del todo falso: los huesos cocidos sí son muy peligrosos para nuestros peludos, porque al cocinarse pierden su humedad y se astillan, pudiendo provocar perforaciones u obstrucciones intestinales. Así que asegúrate de nunca ofrecer huesos cocidos de ningún tipo a tu peludo ❌❌.

Aclarado el mito de los huesos, pasemos a la parte que de seguro te interesa: todo lo que necesitas saber sobre los huesos carnosos en una dieta BARF para perros y gatos.

¿Qué son los huesos carnosos en la dieta BARF?

Cuando hablamos de huesos carnosos crudos nos referimos a aquellos huesos blandos que están recubiertos por carne muscular, grasa y en algunas ocasiones piel. Provienen de animales pequeños o medianos y no son huesos que soportan gran cantidad de peso (como los cuellos, alas o carcasas de pollo, por ejemplo).

¿Cuáles NO califican como huesos carnosos?

Aquellos huesos que no tienen carne alrededor (como unas carcasas de pollo sin nada de carne) o huesos que sean muy duros para ser ingeridos, como los que soportan un gran peso (como las piernas) o huesos de animales grandes.

Los huesos carnosos constituyen la base de la alimentación de los perros y son un componente importante en la dieta de los gatos. ¿Por qué? Porque ambos animales, al ser carnívoros, están diseñados para utilizar los huesos y la proteína animal como principal fuente de nutrientes para su organismo.

Beneficios de los huesos carnosos para perros y gatos

Los huesos carnosos benefician la salud de tu peludo en muchos sentidos: aportan proteínas de alto valor biológico, son ricos en aminoácidos y ácidos grasos que son esenciales para la salud de perros y gatos, aportan energía y son de fácil digestión.

Además, los huesos carnosos son una rica y equilibrada fuente de minerales como el calcio y el fósforo (indispensables en la dieta de perros y gatos), zinc, manganeso, magnesio, yodo, selenio, hierro y cromo.

Además de beneficios nutricionales, los huesos carnosos ayudan a mantener los dientes limpios y libres de sarro, fomentan la masticación y la sensación de bienestar y relajación que vienen con la masticación, además de fortalecer su mandíbula.

Carcasas de pollo

El Dr. Ian Billinghurst, creador de la dieta BARF, veterinario y especialista en nutrición animal explica:

"Los huesos carnosos crudos tienen beneficios que van más allá de la nutrición. Juegan un papel importante en el mantenimiento de la salud del sistema inmune y de la salud de boca, dientes y encías. También proporcionan beneficios psicológicos y físicos únicos que no están disponibles en ninguna otra fuente de alimento."

Dr. Ian Billinghurst

Cambia la dieta de tu perro con la ayuda de mi Guía Completa de la Dieta BARF

En ella encontrarás todo lo necesario, explicado paso a paso, para cambiar a una dieta cruda, casera y balanceada.

¡Además, incluye una guía de suplementos!

¿Cuánta cantidad de huesos carnosos deben comer los perros?

Por norma general, un perro adulto debería comer entre 30 y 50% de huesos carnosos dentro de su ración diaria. Algunos autores sugieren trabajar con un 60% de hueso carnoso (inclusive yo lo recomendaba al inicio, siguiendo los lineamientos de esos expertos), sin embargo, en mi experiencia, un 60% suele ser un porcentaje de huesos demasiado alto para la mayoría de los perros, y sinceramente a muy pocos les va bien con tanto hueso.

El porcentaje exacto de hueso que debes dar a tu peludo dependerá de su edad y sus características específicas. Sin embargo, un buen punto de partida para perros adultos estará entre un 30% y un 45% de hueso carnoso (a mi me gusta trabajar con un 40% como punto de partida). Para perros cachorros podemos usar entre un 45% y 50% de hueso carnoso.

Si quieres consultar los porcentajes de una dieta BARF para perros adultos junto a cómo realizar el cálculo de la ración diaria, consulta este artículo.

También puedes consultar este otro para verificar los porcentajes de una dieta BARF para cachorros.

¿Cómo saber si mi perro necesita un menor porcentaje de huesos?

Es sencillo: la respuesta está en las cacas 💩. Las cacas son nuestras aliadas para examinar y analizar si todo va bien con la alimentación de nuestro peludo. Si tu peludo presenta cacas muy blancas, tiene dificultad para defecar o presenta estreñimiento, intenta bajando un poco el porcentaje de huesos y subiendo el de carnes hasta dar con la cantidad ideal para su organismo. Sus cacas deberían ser marrones, firmes (un poco duras), pequeñas y con un olor modesto.

Si quieres saber más sobre las cacas y por qué es importante que les prestes atención, puedes consultar este artículo.

¿Cuánta cantidad de huesos carnosos deben comer los gatos?

Los gatos necesitan una menor cantidad de huesos, por lo que basta con ofrecer entre un 25% y un 30% de huesos carnosos si tienes un gato adulto, o un 40% si tienes un gato cachorro.

Si quieres conocer cuáles son los porcentajes y alimentos ideales para gatos, no dejes de leer este artículo.

Cambia la dieta de tu gato con la ayuda de mi Guía Completa de la Dieta BARF

En ella encontrarás todo lo necesario, explicado paso a paso, para cambiar a una dieta cruda, casera y balanceada.

¡Además, incluye una guía de suplementos!

Guía visual de huesos carnosos aptos para perros y gatos en una dieta natural

Todos los huesos carnosos que describo en la imagen son aptos para perros y gatos. Usa el tipo de hueso que mejor se adapte a la mandíbula y características de tu peludo. Por ejemplo, no puedes ofrecer a un pastor alemán el mismo tipo de hueso que ofrecerías a un chihuahua o a un gato.

A continuación te dejo una guía visual de los tipos de huesos aptos para peludos según sus características específicas.

Huesos carnosos aptos para gatos y perros pequeños o de raza mini

Huesos carnosos aptos para perros de raza media o grande

Huesos carnosos aptos para "perros aspiradora" o barferos principiantes

Si tu peludo es muy ansioso con la comida y parece que en lugar de comer, "aspira" la comida, entonces debes asegurarte de ofrecer huesos blandos que tengan un tamaño acorde al tamaño de su mandíbula, de manera que no pueda tragar el hueso sin masticarlo antes.

Cosas que NO debes hacer con los huesos carnosos

  • NUNCA cocines los huesos carnosos.
  • No ofrezcas huesos pequeños que tu peludo pueda tragar sin masticar, especialmente si tu peludo es ansioso con la comida.
  • No realices cortes en los huesos a menos que cuentes con un cuchillo bien afilado. Un hueso mal cortado puede tener astillas o bordes afilados que pueden generar problemas.
  • No ofrezcas huesos sin carne alrededor. Tu peludo debe masticar y tragar el hueso con su carne.
  • Evita dar huesos muy duros proveniente de animales grandes (por ejemplo la vaca o el cerdo).

¿Aún te dan miedo los huesos carnosos?

Si aún te da miedo incluir huesos en la dieta de tu peludo, existen alternativas que puedes llevar a cabo para no privar a tu peludo del gran poder nutricional que aporta este alimento:

  • Puedes machacar los huesos con un buen martillo de cocina hasta hacerlos papilla.
  • Puedes triturar los huesos con una buena trituradora/moledora.
  • Puedes comprar los huesos ya molidos (disponibles en muchos países).
  • Si no puedes hacer nada de lo anterior, entonces deberás suplementar el Calcio obligatoriamente.

¿Puedes ofrecer un solo tipo de hueso carnoso a tu perro o gato?

Sí, siempre y cuando incluyas una variedad de carnes musculares y vísceras de diferentes animales. Muchas personas tienen esta duda ya que solo pueden ofrecer huesos carnosos de pollo, sin embargo, debemos tener en cuenta que lo que buscamos al ofrecer un hueso carnoso es brindar a nuestro peludo ese perfil específico de minerales que solo los huesos aportan. Por lo que, en realidad, cualquier tipo de hueso carnoso por sí solo es suficiente para aportar calcio, fósforo, magnesio, cobre, selenio y el resto de minerales que los componen.

Si solo puedes ofrecer huesos carnosos de un tipo de animal, te aconsejo variar en lo posible las carnes musculares y vísceras, incluyendo al menos 3 animales diferentes junto algún tipo de pescado en su dieta. Así podrás asegurarte de brindar diferentes nutrientes en un correcto balance.

Recuerda...

⚠⚠ Recuerda siempre congelar los huesos carnosos durante al menos 3 días antes de dárselo de comer a tu peludo (10 días en caso de huesos de cerdo u otra carne de caza). Así nos aseguramos de matar posibles parásitos dañinos que pudiera contener la carne.

Puedes consultar en este artículo la lista de huesos carnosos, carnes, pescados, vísceras, frutas, verduras y resto de alimentos aptos para perros y gatos en una dieta BARF.

Si te pareció útil la información, comparte ⬇❤

Si te gustó, ¡Comparte!

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on email

Escrito por: 

Artículos relacionados

Análisis de sangre en perros alimentados con dieta BARF: todo lo que necesitas saber

¿Cuántas veces al día debe comer un perro?

Coronavirus: qué alimentos incluir para fortalecer el sistema inmune

Todo lo que necesitas saber sobre el ayuno para perros

Nutrición en perros senior: qué alimentos y/o suplementos incluir

Cómo cuidar de un perro con problemas digestivos

13 comentarios en «Guía de huesos carnosos en la dieta BARF para perros y gatos: todo lo que necesitas saber»

¡Deja un comentario!

  1. Hola Jessica, usted menciona que los huesos carnosos son "una rica y equilibrada fuente de minerales como el calcio y el fósforo (indispensables en la dieta de perros y gatos), zinc, manganeso, magnesio, yodo, selenio, hierro y cromo". Estos minerales mencionados se encuentran en el mismo hueso o, en la carne muscular, grasa y piel del animal?
    Espero me puedas responder esta duda.
    Un saludo.

    Responder
  2. Hola Jessica ,espero se encuentre usted bien ,tengo una duda sobre los cuellos de pollo ,se los debo dar con todo y el cuero o solo el puro hueso.
    De ante mano muchas Gracias .

    Responder
  3. Hola Jessica,

    Quisiera iniciar la transición con Lia a barf, pero como sabes me dan nervios los huesos carnosos. Tu recomiendas molerlos pero no se como, se necesita una máquina especial? O con la licuadora se podría después de cocinarlos un poco. Me podrías ayudar con esta duda por favor.

    Responder
    • Hola Susana,

      ¡Me alegra que quieras iniciar en la dieta BARF! Te entiendo por completo ya que dar huesos carnosos por primera vez suele causar estrés en muchas personas. Puedes optar por machacar los huesos con un martillo de cocina para "masticarlos" por tu peludo o puedes comprar una moledora de huesos (es una inversión más cara, pero muchos prefieren comprarla y preparar las raciones con todo picado e incluído listo para servir).

      En este artículo puedes encontrar una opción de martillo de cocina y de moledora de huesos (junto a otros implementos necesarios) que quizá te pueda ayudar ????.

      ¡Un saludo!

      Responder
      • Hola Andy,

        Puede que, dependiendo de tu peludo y del método de transición que utilices, pueda tener algunos trastornos gastrointestinales como vómitos, diarrea o estreñimiento mientras el sistema digestivo se va adecuando a la nueva alimentación. También es posible que notes que se empieza a rascar o que tiene síntomas parecidos a una "alergia", esto podría aparecer (aunque no sucede en todos los casos) como consecuencia de una detoxificación. Puedes leer más al respecto en este artículo: [ACTUALIZADO] Proceso de detoxificación: del pienso a la dieta BARF

        Adicionalmente, algunos cambios que notarás:
        - Beberá menos agua.
        - Tendrá una menor cantidad de heces y hará caca con menos frecuencia.

        Recuerda que es importante elegir el método de transición correcto para minimizar en lo posible trastornos gastrointestinales. Puedes leer sobre la transición en este artículo: [ACTUALIZADO] ¿Cómo hacer la transición del pienso a la Dieta BARF?

        Espero haberte ayudado,

        Un saludo

        Responder
  4. Hola mi perro come los huesos carnosos con una desesperación, alguna vez ha tenido el amago de cómo si se le quedase atragantado , deberían machacarlo un poco antes de dárselo ? O debería molerlo directamente??? yo le he sujetado mucha veces el trozo de carne para enseñarlo ... creo q le gusta demasiado...

    Responder
    • Hola Yeshica,

      Lo que me cuentas es normal, algunos perretes son muy desesperados al comer y no mastican bien los huesos carnosos (es el caso de Miel, mi perra). En este caso te puedo recomendar varias cosas:
      1) Ofrece huesos carnosos que sean grandes de modo que no pueda tragar el hueso entero y lo obligue a masticar.
      2) Puedes machacar los huesos con un martillo de cocina, para "masticarlo" por él, así te evitas sustos.
      3) Puedes optar por moler los huesos, es una muy buena opción en caso de perros aspiradoras (como yo los llamo ????).

      La opción a elegir dependerá del grado de desesperación con la que coma los huesos. Por ejemplo, yo solo ofrezco huesos grandes como las carcasas de pollo y los huesos más pequeños opto por machacarlos con un martillo. En caso de huesos más duros (como las costillas) prefiero ofrecerlas molidas para evitarme problemas y sustos.

      Espero haberte ayudado. ¡U abrazo!

      Responder

Deja un comentario

Articulos Relacionados

huevos dieta barf
Suplementos naturales aptos para perros y gatos
¿Cómo hacer la transición del pienso a la Dieta BARF?
detoxificacion del pienso a la dieta barf
Proceso de detoxificación: del pienso a la dieta BARF

¡Suscríbete!

Suscríbete al blog para recibir consejos que te ayuden a mejorar la alimentación y la salud de tu peludo

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de navegación

¡Suscríbete al blog!

Suscríbete para recibir consejos que te ayudarán a mejorar la alimentación y la salud de tu perro o gato 🐾

Sin spam, solo información valiosa.